Clase Magistral sobre el torcido de un habano


24/02/2011

Con el tradicional toque de chavetas solicitado por Hilda María Baró, Premio Habano y directora de la Fábrica Partagás, se inicio la Clase Magistral sobre la técnica del torcido totalmente a mano de un tabaco Premium

Los participantes desbordaron, como en ediciones anteriores, la espaciosa Sala 3, del Palacio de las Convenciones de La Habana, sede del encuentro, para hacer -guiados por expertos torcedores cubanos-, nada menos que una vitola figurada de la línea Belicoso Fino, de la marca Bolívar, selló emblemático de la Fábrica Partagás.

En las mesas, dispuestas para la ocasión, los bisoños torcedores, en su mayoría hombres y mujeres de diversas latitudes que han venido a la Isla atraídos por la fama de los habanos, encontraron todo lo necesario para hacer por primera vez un auténtico torcido. Protegidos con el típico delantal de tabaquero, que luego llevarán a sus casas como trofeo de la ocasión, sus manos fueron manipulando las aromáticas hojas preparadas para tripas, capotes y capas, hasta conseguir, como calificaría un experto,  “una aproximación” a los míticos puros cubanos.

Al final, entre aplausos y felicitaciones sospechosas, se dieron a conocer por países los bisoños torcedores más sobresalientes de la jornada, los cuales recibieron el reconocimiento de las Corporaciones Habanos S.A y Tabacuba.