Final de la Cata a Ciegas: Un acierto del paladar


1/03/2013

La Final de la Cata a Ciegas resultó una de las actividades más concurridas del XV Festival del Habano, que devino en cita obligada de las personas interesadas en evaluar la calidad de los puros Premium cubanos, y valorar sus conocimientos sobre las vitolas que integran la carpeta y el portafolio de tabacos de Habanos S.A.

En presencia de directivos de esa compañía, Mercedes González, de la Fábrica El Laguito, Teresa Artigas y Mercedes Regalado, ambas de la Fábrica H'Upmann, Judith Sobrino y Yimy Sotolongo, de la Fábrica Partagás, y Osiris Oramas, sommelier del Restaurante La Barca, perteneciente al Centro Histórico de La Ciudad, se encargaron de fumar tres habanos puestos a su consideración con el objetivo de evaluar,  con los ojos vendados, las propiedades organolépticas e identificar el tipo de vitola o la marca. 

Según explicó Juan José López Freire, director de la UCTB Industria y Preindustria del Instituto de Investigaciones  del Tabaco (IIT), los catadores debían reconocer la marca de tabacos, con su principal herramienta: el paladar, aunque el conocimiento y la experiencia son de inestimable valor.

Al finalizar la evaluación, López Freire dio a conocer los tres tabacos evaluados: un Minuto, cepo 42 x 110 mm de largo, marca Partagás Short; un Hermoso No. 4, vitola de galera de cepo 48 x 127, marca Vegas Robaina, y un Gorditos, cepo 50 por 141 mm, Hoyo de Monterrey, Epicur Especial.